Agencia Universitaria de Noticias y Opinión

http://auno.org.ar

La vida del militante peronista John William Cooke, en una película

La vida del dirigente peronista de la resistencia será llevada al cine. La obra será dirigida por el cineasta de La Plata Carlos Castro. La película intentará rescatar la historia de uno de los intelectuales argentinos más destacados de la segunda mitad del siglo XX.

Cooke es un cabal militante peronista. Su pensamiento y sus ideas acerca del peronismo quedaron luminosamente plasmados en varios escritos y discursos. Pero también en otra película: Eva Perón (1996) de Juan Carlos Desanzo.

En esa obra se registra un diálogo a solas sobre lo que es el peronismo entre Evita (Esther Goris) y Cooke (Luis Herrera) y también se habla de la concepción política que tiene el entonces secretario de información pública del gobierno, Raúl Alejandro Apolo, un personaje siniestro que se dedicó a perseguir a Hugo del Carril, también peronista.

Allí, en la ficción, Cooke le dice a Evita: “Yo soy peronista señora y quiero la revolución. Apold, en cambio, quiere una dictadura”. En el diálogo aparece un Cooke totalmente logrado y le hace saber a Evita que él no es un ningún alcahuete del mismo gobierno peronista.

Cooke nació en La Plata, en 1920, hijo de Juan Isaac Cooke (ministro de Relaciones Exteriores en 1945 durante la presidencia de Edelmiro Farrell) y sus amigos los apodaban “El Gordo”.

Devorador de libros, alumno destacado de la facultad de Derecho e incorregible jugador de póker, Cooke un es un emblema de la izquierda peronista y una de las figuras destacadas de la resistencia peronista tras el golpe de Estado de 1955.

Elegido diputado nacional en 1946, con sólo 26 años fue delegado personal y heredero de Juan Domingo Perón.

Al ser derrocado Perón, el 20 de septiembre de 1955, fue detenido junto con otros líderes y enviado a una cárcel en Río Gallegos, desde donde participó de la organización de la resistencia peronista.

Desde allí se fugó en 1957 y se fue a Cuba, en busca del acercamiento entre el movimiento peronista y la revolución cubana, llegando a entablar una amistad con Ernesto “Che” Guevara.

En 1963 regresó a la Argentina y enseguida organizó la corriente Acción Peronista Revolucionaria (ARP). Murió el 19 de septiembre de 1968. Su esposa Alicia Eguren está desaparecida desde 1977.

Protagonizada por Carlos Portaluppi y Ana Celentano, el filme forma parte del ciclo “Vidas argentinas” llevado adelante por el Centro Cultural Caras y Caretas y el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA), y cuenta con el guión de Graciela Maglie (_La fuga_, El caso María Soledad) y del mismo Castro, que en 2006 realizó el documental Gelbard, sobre la vida de José Ber Gelbard, ministro de Economía en la última presidencia de Perón.

En declaraciones al diario Hoy de La Plata, el cineasta Castro explicó que la película “destaca al tipo que desarrolló una izquierda nacional”.

“Empieza como un anglófilo y termina su vida como un peronista revolucionario. La idea es rescatar la historia tanto de Cooke como la de su mujer Alicia, ya que ambos tuvieron un papel fundamental durante la resistencia peronista, pero fueron olvidados”, contó el cineasta.

hrc

Última modificación: 10 de marzo de 2008 a las 17:26
Hay 0 comentarios
captcha
Quiero ser notificado por email cuando haya nuevos comentarios.

Universidad Nacional de Lomas de Zamora

Telesur

Agencia NAN